José Luis Espert en Perspectivas desde Buenos Aires

José Luis Espert en Perspectivas desde Buenos Aires Crédito: Perspectivas desde Buenos Aires | CNN en Español
27 Ago
2019

“La gente se manifestó de manera categórica el 11 de agosto rechazando una política económica que ha provocado cuatro millones y medio de pobres en el último año”.

En Perspectivas desde Buenos Aires, José Luis Espert, luego de la reunión con el ministro Lacunza, opinó sobre la economía, minimizó el riesgo de default y resaltó la necesidad de moderación, además de las reformas estructurales que necesita la Argentina.


Sobre su reunión con el ministro de Hacienda Hernán Lacunza:
“Lo conocí a Hernán Lacunza, tuvimos una muy buena charla. Él me dijo que la misión que tiene es llevar este barco que es la Argentina, que está bastante golpeado, bastante escorado, a buen puerto hasta el 10 de diciembre de este año, que no es una tarea fácil y ambos lo reconocimos, porque va a tener que llevar a buen puerto una economía que viene en recesión, va a sufrir una aceleración de la tasa de inflación como consecuencia de la gran devaluación que hubo entre el 12 y el 17 de agosto después de las PASO. Yo le manifesté mi deseo de que el presidente Macri tenga una actitud de mucha moderación, a diferencia de la que mostró él en el balcón de la Casa Rosada el pasado 24, cuando se mostró desde mi punto de vista demasiado exaltado con esa multitud que lo vitoreaba después de una derrota enorme.”

Acerca de la marcha del sábado a favor de Macri y cómo las declaraciones del presidente y Fernández afectan la economía:
“El gobierno no hizo nada para evitar la manifestación o hizo todo para que se diera. Creo que bordeó el no respeto al resultado electoral con esta historia que construyó de parte del macrismo de que acá había habido fraude. La gente se manifestó de manera categórica el 11 de agosto rechazando una política económica que ha provocado cuatro millones y medio de pobres en el último año, así que no veo por qué mancillar ese resultado, independientemente de que Macri después puede llegar a levantar este resultado de acá al 27 de octubre. Yo creo que, pensando en la reunión con Lacunza, se requería de mucha moderación de parte del presidente y de mucha moderación también en las declaraciones de Alberto Fernández. Es muy importante para que Lacunza pueda llevar este barco a buen puerto como él quiere declaraciones del principal candidato hoy que tienen la oposición política.”

Sobre cuál es para él, desde el 10 de diciembre de 2015 la principal responsabilidad e Macri para llegar a esta situación actual:
“Creo que alguna vez Argentina debería hacer lo que tiene que hacer. Hace 7 décadas que está haciendo algo que está mal, pero no puede salir del embrollo que es hacer una cosa que está bien. Los países que prosperan hacen tres cosas elementales, básicas, que no requieren de ninguna sofisticación: comercian con el mundo; tienen un Estado con un tamaño razonable, ergo se cobran impuestos razonables, porque los impuestos pagan el gasto y el gasto público son impuestos a la larga o a la corta; y en tercer lugar tienen leyes laborales que promueven la creación de empleo, en lugar de las argentinas donde hay cuatro millones trabajando en negro por culpa de estas leyes laborales. Argentina siempre se las ingenia para no hacer ninguna de estas tres cosas, ergo terminamos siempre en la misma crisis: una gran devaluación, un gran impuestazo, tarifazo. Y sin embargo parece ser cuando uno sugiere que hay que hacer lo que hay que hacer, no: no se puede. ¿Por qué? Por los costos políticos. Cuando los costos políticos que se pagan por no hacer lo que hay que hacer, terminan implicando crisis que la paga la gente de a pie, motivo por el cual la Argentina tiene la mitad de los chicos pobres y un tercio de la población pobre.”

¿Por qué no se hacen en su visión la reforma del Estado y la laboral?
“Porque en campaña nunca se dice lo que hay que hacer. Entonces cuando usted miente en campaña, y mentir en campaña es no decir la verdad, tiene un problema para impulsar estas reformas cuando es gobierno. Si el gobierno dijera, como estamos diciendo nosotros, que hay que firmar tratados de libre comercio no con un país o una comunidad sino con todo el mundo, que hay que generar 1 millón y medio de empleos privados para reestructurar 1 millón y medio de empleos públicos, y que tiene que tener leyes laborales para que promuevan la creación de empleo, y usted dice en campaña exactamente lo que significa eso, si lo votan usted puede llevar a cabo esas reformas. Si usted dice cosas como cambiemos, juntos, sí se puede, como Scioli candidato con trabajo, con esfuerzo, esas son vaguedades que nadie entiende demasiado qué es lo que usted hace cuando lo quiere hacer. En cambio, si usted dijera en campaña lo que va a hacer, usted me dirá: nadie lo va a votar. Está bien, pero hay que correr el riesgo de que nadie te vote y que se termine esta estafa de vivir en la Argentina para la gente de trabajo. Argentina se ha transformado en una pesadilla económica no para los poderosos, se ha transformado en una pesadilla económica para la gente de a pie, las PyMEs, el comercio, el empleado, autónomos, monotributistas. Para esa gente, los que no tienen poder de lobby, el poder de acomodarse en el Estado para hacer un negocio, la Argentina económica es una pesadilla. Y estoy convencido de que el hecho de que la Argentina económica sea una pesadilla para la gente de a pie es consecuencia de negarse a hacer estas tres cosas.”

Sobre el próximo desembolso del FMI:
“No sé qué va a pasar, depende un tema político también, no es sólo un tema de metas monetarias sino también lo que sugiere el posible nuevo Gobierno. Supongo que el Fondo debe estar muy atento a lo que dice y es expresado por el equipo de Alberto Fernández.”

¿Puede haber default?
“Estamos en un nivel preocupante que requiere de mucho cuidado en las declaraciones y de mucha profesionalidad del manejo de la deuda, pero de ninguna manera haciendo bien las cosas estamos cerca del default. Lo de Fernández generó miedo, hablar de lo que pasó en 2005 con la reestructuración después de haber estado en default del año 2001. Hacer las cosas razonablemente bien es plantear las reformas estructurales que yo digo que hay que hacer, pedirle al Fondo Monetario un acuerdo de facilidades extendidas que implica desembolsos más grandes con una deuda a repagar en plazos mucho más largos, implica ponerse dentro de una plataforma de reformas estructurales: ahí diría que Argentina tiene chances de evitar una reestructuración de la deuda.”


Acerca del valor del cambio nominal del dólar, ¿hay un número razonable?
“No hay un valor razonable, depende de lo que se haga. Si vas a hacer las cosas bien el dólar a 57 puede ser una razonable, ahora sí se dice haciendo cualquier cosa como Argentina ha hecho históricamente el dólar va a subir con la inflación.”

Sobre las PASO tomadas como elecciones generales:
“Si las PASO son esto que es una deformación total, porque las PASO son primarias, deberían definir candidatos. No estafemos a la gente y no hagamos más PASO si las PASO van a ser esto. Si las PASO son PASO hay que dejar competir candidatos del mismo espacio. Liberemos a la gente de la obligación de pagar 5000 millones de pesos de costo por año para pagar unas PASO que no son PASO y vayamos directamente a primera y segunda vuelta.”

Etiquetado como

Deja un comentario