La Diócesis de San Isidro marchó para visibilizar el drama de quienes consumen drogas Destacado

Bajo el lema “Recuperemos a vida, el no a la droga es de todos”, - y en el marco del Día internacional de la lucha contra el uso indebido y el tráfico ilícito de drogas-, se realizó ayer por la tarde, la marcha a la que convocaran las parroquias de la Diócesis de San Isidro en las que se trabaja fuertemente en el acompañamiento a los jóvenes que viven el drama de la droga.

Más de trescientas personas se concentraron en la esquina de Panamericana y Marquez, en el partido de San Isidro, y marcharon con velas encendidas, hasta la parroquia San Juan Bosco donde monseñor Martín Fassi, Obispo auxiliar de la Diócesis de San Isidro celebró la misa. En su homilía destacó la marcha como un gesto de una Iglesia en salida, y animó a las comunidades a seguir trabajando comprometidamente en esta problemática, afirmando que: “En la Diócesis se hace mucho pero necesitamos hacer más”. Asimismo expresó que: “Queremos visibilizar este problema, ser parte de la cultura de la vida que nos llama a que el no a la droga, sea de todos”.

Dada la difusión a través de la aplicación Whatapp, de un mensaje en el que, falsamente, se expresaba que esta convocatoria se realizaba en apoyo a sacerdotes diocesanos que habrían sido amenazados por carteles narcos por su labor pastoral, y a partir de lo que habrían sido reubicados a modo de protección, monseñor Fassi se ocupó de desmentir por completo dichas afirmaciones hacia el comienzo de la misa.

Al finalizar, el Obispo auxiliar agradeció la presencia de representantes de distintos sectores de la política de la Región metropolitana norte, como así también a quienes colaboraron con la organización de la marcha.

Etiquetado como

Deja un comentario