Norte en Línea - ACUMAR presenta su nuevo Plan Sanitario de Emergencia

ACUMAR presenta su nuevo Plan Sanitario de Emergencia

ACUMAR presenta su nuevo Plan Sanitario de Emergencia
01 Mar
2021

El documento fue reformulado a través de un proceso participativo y toma en cuenta las nuevas corrientes de salud pública, así como un diagnóstico actualizado de las problemáticas sanitarias en la Cuenca Matanza Riachuelo.

El Plan Sanitario de Emergencia es el documento que plasma los enfoques, perspectivas y líneas de acción a ejecutar por ACUMAR en materia sanitaria, así como los plazos y la población objetivo. El documento, que ya fue presentado ante la Justicia y aprobado por el Consejo Directivo del organismo, se proyecta hasta el 2023 y contempla más de 50 acciones a desarrollar.


Su actualización fue solicitada por el Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional Nº 2, teniendo en cuenta como ejes de acción las indicaciones realizadas por la Corte Suprema de Justicia de la Nación, las contribuciones realizadas por los distritos y las recomendaciones de la Auditoría General de la Nación.


ACUMAR consideró prioritario que el rediseño del Plan se diera a través de un proceso participativo que incluyera al Cuerpo Colegiado, a las y los trabajadores del organismo y sus diversas áreas técnicas, a organizaciones sociales y universidades, a las y los representantes de las jurisdicciones que integran la Cuenca y al Ministerio de Salud de la Nación, de la provincia de Buenos Aires y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. El proceso, que debido a la pandemia de Covid-19 debió adaptarse a un modo virtual, aportó elementos significativos para el reconocimiento del objeto de intervención.


“La implementación de este integral Plan Sanitario de Emergencia estará relacionada con la capacidad de recuperar nuestra especificidad de ser Autoridad de Cuenca en sus múltiples funciones, como así también en la posibilidad de construir alianzas estratégicas para su desarrollo con las jurisdicciones que integran la Cuenca; apostando a generar capacidad instalada en los equipos locales. La forma de conjugar y recrear los recursos existentes será una de las claves. La emergencia sanitaria trastocó nuestras vidas cotidianas y nuestros procesos de trabajo. Por eso, aprovecharemos las mejores prácticas para ser más efectivas y efectivos en nuestro quehacer para garantizar mejor calidad de vida en la Cuenca”, destacó la directora de Salud y Educación Ambiental de ACUMAR, Maru Dakessian.


El proceso de reformulación del Plan se desarrolló en referencia a las actuales corrientes de la Salud Pública y la Salud Colectiva, con especial anclaje en las experiencias de trabajo del organismo y las nuevas necesidades. Este nuevo plan se fundamenta en principios de equidad, en la protección de los Derechos Humanos y en la promoción del bienestar de las personas; propone la acción conjunta y coordinada entre los niveles y dependencias del Estado, los servicios de salud y las y los diversos referentes comunitarios, reconociendo las especificidades del contexto de cada ámbito de intervención o territorio.


El Plan tiene el objetivo general de prevenir los daños en la salud de las personas, familias y comunidades expuestas a los riesgos ambientales de la Cuenca con suficiente y razonable grado de predicción, a través de líneas de acción integrales e integradas que posicionen ACUMAR institucionalizando su rol de articulación y coordinación interjurisdiccional para lograr el compromiso de los gobiernos locales en su ejecución.


A 12 años del fallo de la Corte Suprema de la Nación Argentina, el Plan integra a los planes institucionales previos y sostiene la evaluación continua de necesidades regionales y locales como el mecanismo para el ajuste y corrección de desviaciones entre la ejecución de intervenciones y el cumplimento del rol previsto para ACUMAR.


Para la reformulación del Plan, el organismo llevó a cabo un trabajo de aproximación diagnóstica para identificar y priorizar las problemáticas sociosanitarias ambientales, las necesidades de la población y los grupos poblacionales más expuestos al riesgo ambiental. Se identificaron cinco áreas problemáticas, cada una de las cuales configura conocimientos y estrategias de intervención referenciados a contextos de emergencia y de reproducción particulares: Nutrición y Soberanía Alimentaria; Salud Bucodental; Salud integral de las mujeres y otras personas gestantes, Desarrollo infantil y adolescencias; Toxicología Ambiental Clínico Comunitaria; Zoonosis y Plagas.

Etiquetado como

Deja un comentario