Norte en Línea - Fractional, la inversión que le gana al alquiler de verano

Fractional, la inversión que le gana al alquiler de verano

Fractional, la inversión que le gana al alquiler de verano
19 Feb
2020

Alquilar una propiedad en la costa durante toda la temporada es un lujo que pocos pueden darse en Argentina. Muchos inversores y visitantes frecuentes de los principales balnearios han comenzado a virar a la compra de fracciones de inmuebles, una modalidad que ofrece muchas ventajas y que de a poco va imponiéndose en nuestro país.

El aumento del costo de vacacionar en el exterior, luego de la implementación del impuesto del 30% a las compras en moneda extranjera, ha impulsado más que nunca a los veraneantes a visitar la costa atlántica argentina.


No son pocos los que acostumbran a pasar la temporada completa en lugares como Mar del Plata, Pinamar, Villa Gesell o alguna otra ciudad balnearia de la costa atlántica. Para ellos, que suelen alquilar por varios días, los costos se multiplican año a año alcanzando valores que pocas familias pueden darse el lujo de afrontar.


En los últimos años, una nueva modalidad de compra de inmuebles ha venido a cuestionar la conveniencia de este tipo de alquileres y a plantear una alternativa que parece superadora: el fractional, que muchas veces puede confundirse con el llamado “tiempo compartido”.


A diferencia de este último, el Fractional Ownership o propiedad fraccionada es una operación inmobiliaria que consiste en la adquisición de una propiedad, por lo que se puede escriturar y se realiza a través de un fideicomiso, con todas las garantías y posibilidades que ofrece cualquier inmueble. La característica distintiva es que los apartamentos se fraccionan en partes iguales que adquieren co-propietarios, teniendo cada uno de ellos cuatro semanas de uso al año.


El uso se distribuye de la siguiente manera: una semana durante la temporada alta, que se elige al momento de la compra, y otras tres que quedarán flotantes y se adjudicarán a través de un sistema de reservas online y autogestionado. Es por ello, que el fractional se encuentra especialmente destinado a destinos turísticos como la costa atlántica o la Patagonia.


Enrique Rebaudengo de Covacations Group, una de las empresas que más fuertemente ha impulsado el fractional en Argentina, señala las ventajas que ofrece la modalidad respecto a los alquileres Premium:

“El valor promedio de alquiler de una propiedad Premium para todo el mes de enero en Pinamar está entre U$S 15.000 y U$S 20.000. En promedio los propietarios de casas vacacionales utilizan solo el 10% de su propiedad al año. Con la misma inversión en alquilar una casa pueden adquirir un Fractional, utilizar y pagar solamente por el tiempo de uso los gastos y ser dueño del inmueble, lo que le permite venderlo, alquilarlo o intercambiarlo”, señala.


Para el empresario, otra de las grandes ventajas de este sistema de inversión es que “te permite intercambiar tus semanas de uso por otras semanas de complejos fraccionados o a través de las cadenas de intercambio (Interval o RCI) ofreciéndole la oportunidad de recorrer el mundo con una inversión mínima a las propiedades tradicionales”.


Por último, Enrique Rebaudengo puntualiza sobre la gran ventaja a favor que tiene el fractional respecto a la compra de inmuebles de manera tradicional.


“Además de que se ofrece financiación propia de hasta 12 cuotas, CoVacations se especializa en gestión hotelera, ofrece a los propietarios un servicio profesional ocupándose del check in y check out de los huéspedes, ofreciendo a los propietarios a bajo costo una mejor rentabilidad en sus alquileres durante todo el año”.


Si bien la modalidad apenas se encuentra dando sus primeros pasos en Argentina, Covacations Group ya posee propiedades a la venta en Punto Playa (Colonia Marina), Brisas de Mar Azul (Mar Azul), Albar Club de Mar (Pinamar) y Punto Bariloche (Bariloche).

Deja un comentario